Las Rastras

.

Algo muy común en décadas pasadas y que parece se había quedado en el olvido.

A la rastra, la podemos definir como tradición, costumbre, diablura, hurto; depende del punto de vista desde el que se analice.

El acto consiste en unir dos viviendas de la localidad mediante un rastro de paja que es robado con anterioridad, del pajar de algún vecino.

Las rastras se hacen con nocturnidad y nos vienen a informar que en esas viviendas hay personas que acaban de iniciar una relación entre ellas.

Se trata de acabar con un secreto, dándolo a conocer a todo el pueblo.

No siempre es verdad. Hay rastras que, intencionadamente, buscan dar información falsa.

Este año hemos vuelto a tener varias rastras.

Cinco generaciones

.

Un caso excepcional en este país y por supuesto, único en esta localidad.

La Srª Modesta Casas Ricas ,que en octubre cumplirá 90 años, reside en Castrocalbón y es la primera mujer de esta saga que cierra su tataranieta Vera Corujo Villar con 6 años.

Entre medias, su hija Isabel Virosta Casas, su nieta Sandra León Virosta y su bisnieta Tania Villar León

Muchas gracias a Sandra por facilitarnos la información y enhorabuena a la familia por escribir esta página en la historia de Castrocalbón.

Excursión a Benidorm

.

Era el año 1990 cuando un sindicato agrario de la provincia de León, acordó organizar una excursión para sus afiliados.

Se pasaban los días y las inscripciones eran pocas; entonces el sindicato decidió que cada socio podía llevar a varias personas sin necesidad de que estas fuesen afiliadas.

A pesar de todo, y posiblemente por el estallido de la Guerra del Golfo, la llamada Tormenta del Desierto; en la provincia de León solo se apuntaron cinco personas, todas de Castrocalbón, y con el carnet de Narciso Cenador.

Como no era viable poner un autobús para nosotros solos, nos acoplaron en un bus de jubilados que venía de alguna parte del norte.

Y así nos fuimos los cinco a pasar unos días en Benidorm. Nos encontramos con gente del pueblo, Siro, Mercedes y Juan Francisco. Asistimos a los bailes de jubilados en los hoteles y también le hicimos una visita a nuestro paisano Pepe.